Esta web utiliza cookies, puede ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando está aceptándola Aceptar
Política de cookies +
EN ES

Usted está en: Inicio // Entrevistas

Entrevista
  • El fenómeno de la virtualización .

  • 22/06/2017 - Javier García. Online & Corporate Marketing Manager. Teldat

  • Los procesos de Transformación Digital sólo tendrán éxito soportados en una red sólida, flexible y orientada a operaciones que soporte todas las comunicaciones de las organizaciones transformadas y sus sistemas de información.


  • Valoración.

  • El fenómeno de la virtualización está alcanzando de lleno a las infraestructuras y redes de comunicación. Es cierto que la aplicación de la virtualización a las redes (SDN) surgió en los datacenters, buscando aplicar las ventajas de la virtualización en la red local que conecta los diferentes servidores, virtuales o físicos. Hoy en día SDN ha salido del datacenter y ha llegado hasta la WAN y se ha convertido en lo que se ha dado en llamar SD-WAN.

      

    El elevado interés que despierta no es casualidad, ya que resuelve muchos de los problemas que las empresas encuentran al diseñar y operar sus redes WAN, como son su alto coste o su falta de dinamismo a la hora de adaptarse a las necesidades del negocio. SD-WAN abstrae la red transporte WAN física, creando una red virtual por encina de ella, independientemente del número, tipo y proveedor de cada conexión WAN de una sede remota empresarial. En la práctica, SD-WAN permite ampliar o reemplazar una red MPLS empresarial con uno o varios enlaces de banda ancha de tipo “residencial”, como ADSL, FTTH o 4G, funcionando todos ellos de manera coordinada como Red Privada Virtual.

      

    Algunas de las funcionalidades que permiten estas redes son:

     

    1. Integración de diferentes enlaces, redes y operadoras, bajo la apariencia de una sola red.

     

    2. Análisis de la calidad de los accesos de las sedes remotas en tiempo real.

     

    3. Visibilidad sobre el comportamiento de la red respecto a las aplicaciones y el uso de los accesos.

     

    4. Inteligencia en la red que permita adaptar dinámicamente el tráfico de las distintas aplicaciones sobre los distintos accesos.

     

    5. Control de la red desde un punto central que permita parametrizar el comportamiento global de forma unificada y provisión automatizada de los elementos de los puntos remotos.

     

    Muchos dirán que casi ninguna de estas funcionalidades es nueva. Y tendrán razón. Lo novedoso de esta tecnología es la simplificación en los procesos de puesta en marcha y gestión de grandes redes, si se utilizan todas ellas de forma coordinada.

     

    Por si esto fuera poco, debemos tener en cuenta, además, los procesos de Transformación Digital que se están poniendo en marcha en la mayoría de las empresas y que supondrán un enorme cambio en sus modelos de negocio. De ninguna manera podrán estos procesos tener éxito sin una red sólida, flexible y orientada a operaciones que soporte todas las comunicaciones de las organizaciones transformadas y sus sistemas de información.

     

    Ambas razones, justifican el interés generado alrededor de SD-WAN, ya que según todos los analistas este será sin duda el futuro de las redes WAN Corporativas.


  • Más Información: http://www.teldat.com/es